Noticias

¡La playa perfecta para ti! Guía de Baño Seguro

¡La playa perfecta para ti! Guía de Baño Seguro

January 22, 2016

¡La playa perfecta para ti! Guía de Baño Seguro

 

La preciosidad de sus playas es la razón por la cual miles de turistas llegan a Bocas del Toro, Panamá cada año. Debido a que Bocas es un archipiélago con diversas islas, existen muchísimas posibilidades para encontrar la playa perfecta para tus vacaciones.

En Isla Colón puedes llegar fácilmente hasta bastantes lugares donde podrás satisfacer tus ansias de mar. Para las familias con niños, y para aquellos que sean nuevos en el océano, existen algunas buenas playas donde el agua esta calmada y tranquila para que  te puedas divertir. Bocas del Drago y Playa Estrella son dos de las playas  más tranquilas en la isla. Si te aventuras a explorar un poco más, existen otras áreas más privadas y escondidas que te sorprenderán. Isla Colón tiene algunas buenas playas para practicar surf, destacando Paki Point y Bluff.

La isla de Bastimentos tiene algunos sitios increíbles para respirar su dulce pero al mismo tiempo salado aire. Red Frog es el lugar más popular entre los turistas. La playa tiene un socorrista vigilando, pero siempre es importante tener cuidado de cuan fuertes están las olas y nunca alejarte demasiado de la orilla. Justo en la misma zona existen otras buenas playas surferas y otras muy selváticas. También hay taxi-boats que te pueden llevar directamente a Polo Beach donde podrás conocer a una autentica leyenda de la isla, el mismo Polo, y escuchar sus historias viviendo fuera de la tierra. También puedes caminar desde el pueblo de Basti hasta Wizard Beach y mirar a los surfistas como se divierten. O puedes optar por una opción más romántica  y visitar el aislado Parque Nacional de Zapatillas.

Aunque cada playa pueda ser el lugar perfecto para ti, siempre es importante tener algunas cosas en mente. Las aguas turquesas y tranquilas del  Mar Caribe  que rodean las costas de Bocas del Toro, Panamá son realmente muy poderosas y esconden muchas sorpresas de las que hay que estar prevenido. Como todos los que aquí vivimos sabemos, el mar a veces puede ser un poco traicionero, con corrientes que cambian y subidas del agua que vienen y van, por eso está recomendado que la gente tenga cuidado cuando pasa el día disfrutando del mar.

 

La mayoría de las playas cuentan con señales y carteles de advertencia que te indican los peligros que puedes encontrar en el agua, es muy importante que te pares y leas cuidadosamente la información. Solo una de todas las playas tiene socorrista, por lo tanto es responsabilidad del visitante estar atento y tener cuidado con las corrientes y las resacas. Estas condiciones se dan en todas las islas del archipiélago.

Por ejemplo, puedes ver la fuerza de las resacas en playa Bluff. La arena ha creado allí una especie de angulada cuesta hacia las olas. Las olas rompen cerca de la orilla, por tanto si eres cogido por la corriente, serás empujado hacia dentro del mar y cada ola te romperá encima. Si ves que la línea de la orilla esta en un ángulo inclinado, y las olas están grandes, evita ir cerca del agua. Una ola grande puede atraparte y meterte hacia dentro. Si esto ocurre, evita ser golpeado continuamente manteniéndote oblicuo al agua y la orilla para así mantener el equilibrio y no ser arrasado hacia atrás. Muévete con el agua blanca que traen las olas hacia la orilla. Vuelve a tocar suelo, y sube tan rápido como puedas. En caso de ser cogido por las olas,  y si eres capaz de nadar rápido, deja pasar la turbulencia parándote fuera de las olas, coge fuerzas relajándote y flotando, y después busca una oportunidad para andar con las olas hasta la orilla y puedas alcanzar la tierra.

Aun más difíciles son las corrientes que se crean donde están las olas.  El mejor ejemplo es en Tiger Tail. Allí se ha creado un agujero justo a la izquierda del punto donde los surfers cogen las olas. Ese agujero empuja el agua hacia dentro del mar. Cuanto más profundo es, más rápido fluye el agua. Realmente parece un rio fluyendo bajo el mar. Para los surfers esto es perfecto, ellos pueden coger la corriente después de surfear la ola, luego salir del rio y remar hasta el punto de nuevo. Para un nadador, sin embargo, puede ser un desastre. No tienes ningún contacto con la arena o los corales, no puedes pararte a ti mismo de ser empujado hacia dentro del mar. Si intentas nadar en contra de la corriente estarás más cansado pero no más cerca de la orilla. Mucha gente ha muerto alrededor del mundo intentando salir de una corriente. La única forma posible de escapar, es nadando no en contra, sino hacia un lado y fuera del rio. Parece contra intuitivo, pero debes nadar hacia el coral y el agua blanca, cuando sientas que el agua no te empuja más, entonces debes nadar hacia la orilla.

Siempre recuerda mirar cuidadosamente las olas y como esta fluyendo el agua antes de entrar en el océano. Si el ángulo de la orilla está muy  inclinado, no vayas muy cerca del agua o puedes ser cogido por la resaca. Si ves un lugar donde las olas no rompen muy fuerte y el agua parece estar metiéndose hacia el océano, también evita bañarte. Es una corriente que te puede empujar hacia dentro. Ve con cuidado, el mar puede ser salvaje e impredecible.

Ven hasta Bocas del Toro para disfrutar del sol, la tierra y el mar estando a salvo. Por favor, recuerda tener respeto por el mar y por lo que es capaz de hacer, lleva protección solar, repelente de mosquitos y siempre acuérdate de recoger tu basura, de esta forma ayudaras a mantener las islas limpias. Mantente atento a lo que sucede cerca de la orilla y en el agua. Informa a tus familiares y párate a leer los carteles informativos. ¡Tu experiencia en Bocas es algo que recordaras toda la vida! Pero para ello, la SEGURIDAD ES LO PRIMERO.